Bienvenido a Verum News

Nuestro objetivo es dar voz a todas las personas y poner el mundo a su alcance.
Emprender en VERUM y obtener el 100% de las ganancias.

Comenzar

Death Note de Netflix: horror en todos los sentidos.

La horrible adaptación de uno de los mejores animes de la década pasada.

Anoche no tenía nada para ver y tomé la mala decisión de ponerme a ver la nueva película de Netflix, Death Note, adaptación yankee de un anime brillante y ya clásico entre los fanáticos de todo el mundo.

Fue lo peor que podría haber hecho. La hora y media peor desperdiciadas de mi vida.

La película falla en todos los aspectos que una película puede fallar, y más siendo una adaptación. Desde el guión y actuaciones hasta la música. Y los efectos especiales... por dios.

El primer gran error que creo que cometieron fue hacerlo en formato película, lo que los obligó a acelerar la historia demasiado, terminando con un guión que no dice absolutamente nada y le quita toda -de verdad, toda- la profundidad que tiene la historia original.

El segundo error fue cambiar ciertos aspectos de los personajes, especialmente de Light y L. No son los mismos que en el anime, L es brusco, impulsivo y parece tan psicópata como Light. Y el protagonista es cualquier cosa menos frío y brillante. Se supone que Light es el Kira perfecto porque es el estudiante modelo, de una familia modelo... mientras que lo primero que vemos de este Light es que se pelea con el matón del colegio y termina en detención. Además comete errores estúpidos y muy básicos, de esos que no hay que ser demasiado brillante para darse cuenta que terminarán con los detectives en tu casa y vos esposado.

El tercero fue intentar convertir la historia en una película de acción. El anime original es un thriler, el enfrentamiento entre Light y L es una partida de ajedrez metódica y que dura más de 20 capítulos. El enfrentamiento entre estos dos en la película es una persecución en auto que dura un par de minutos. Encima, las muertes parecen sacadas de Destino Final, tanto que una de las últimas escenas me hizo creer que estaba viendo esa saga en lugar de Death Note.

Y además de todo eso, también arruinaron a Ryuk, el dios de la muerte que está muy aburrido en su mundo y tira el libro al mundo humano para ver qué hacen con él y así entretenerse un rato. El Ryuk original se vuelve un personaje carismático, al que se le agarra cariño a lo largo de los capítulos. El de la película parece más un dios del caos que un dios de la muerte. Está todo el tiempo instando a Light a que tome malas decisiones, a que actúe sin pensar (como si eso le fuera muy difícil, casi todas las cosas que hace las hace sin pensar demasiado), incluso lo amenaza en varias ocasiones con quitarle el libro.

La serie original es una verdadera obra de arte, es inteligente y profunda, plantea dilemas realmente serios y actuales, te hace pensar sobre la justicia y sobre la humanidad en sí. La película te muestra a dos adolescentes que piensan más con su entrepierna que con sus cerebros.

En fin, si se la cruzan por ahí, no la vean. Si tienen curiosidad, vayan a ver el anime original. Son poco más de treinta capítulo y aunque no seas fan del anime, este te va a atrapar al primer capítulo. Creeme, yo compré los DVDs en su momento y se lo hice ver a medio mundo y a todos les encantó, sin importar la edad. Aunque no es recomendable para pequeños, porque es violento y porque básicamente es un anime para adultos, trata temas filosóficos y sociales muy profundos e importante, especialmente en el estado actual del mundo.

Netflix
Peliculas
anime

¡COMENZÁ A ESCRIBIR AHORA!

Todos pueden formar parte de Verum. Creá tu cuenta y comenzá a compartir tus opiniones.

Comenzar
ARTÍCULOS RELACIONADOS
COMENTAR
  • No hay comentarios aún...